«Importado» desde Colombia a Suiza: William Fierro

William Fierro

Otros artículosArtículos relacionados

William Fierro es un reconocido músico, cantante y compositor Bogotano, de origen opita y santandereano, que vive desde hace más de 25 años en Suiza. Hijo de una familia musical, este extraordinario y talentoso hombre, se crió entre tiples, guitarras, y boleros, escuchando el talento de su padre, el huilense Faustino Fierro, y aprendiendo de él sus primera notas: «Mi papá tenía un negocio que se llamaba El Auténtico Bambuco, donde se encontraban todos los tríos de cuerdas y música y hacía parte del Trío Los Jaimes, base del programa de TV “Si Lo Sabe”. Canté donde se concursaba adivinando canciones y cantando con el trío. Crecí amando la música y viendo a mi viejo interpretar boleros y bambucos».

Desde niño, William recibió una formación académica con grandes maestros de la música como Gentil Montaña, quienes le dieron los fundamentos musicales necesarios para que su talento innato pudiera volar con alas propias y madurar de manera casi autodidacta. Creció en la composición desde niño tocando en formaciones musicales de estilos diversos y desde entonces, ha sido un músico en constante evolución y aprendizaje, que captura a cualquier público con su magistral guitarra, su voz cálida y sensible, la riqueza musical de sus composiciones, y la destacada interpretación de su propio repertorio.

En 1978, recién graduado del colegio, ganó el Concurso Nacional como representante por Colombia para el XI Festival Mundial de la Juventud en Cuba. Pero lo que quería era conocer Europa, así que viajó a Madrid y Francia; Mauricio Tamayo periodista y además amigo del artista menciona: “William Fierro se fue muy joven de Colombia y encontró eco en su vocación cuando ya estaba viviendo en Europa…Estando allá ha tenido la fortuna de conocer músicos de mucho nivel y esos músicos se convirtieron en sus amigos, sus producciones tienen un estándar que se siente que es diferente”. William dice que «La gente en Suiza no entiende lo que canto y, sin embargo, lleno los conciertos. Ojalá mi música pueda ser escuchada y reconocida en mi tierra, mi mayor sueño».

Este talentoso Bogotano lleva en sus venas una mezcla de ritmos colombianos, la bohemia de las serenatas con aroma de anís y café, el sentido social del arte cubano y un amor por su tierra inseparable de su pasión por Latinoamérica. «De Colombia, en lo musical, es abrumador ver la explosión de talento, cuando hace 10 años el panorama era muy reducido. Colombia se volvió potencia musical de América Latina, pues ni México, con el poder de su industria, tiene artistas como Juanes y Shakira. Por primera vez en 25 años, veo a artistas colombianos en la radio, llenando estadios como ellos dos. Carlos Vives abrió un camino maravilloso, que siempre soñé abrir, pues siempre tuve claro lo que había que hacer en el país para un movimiento joven. Eso se percibe en mi primer disco de 1982… Andrés Cepeda me parece la voz más hermosa del país y soy fan de Cabas, por sus fusiones de rock pesado con música del Caribe. Colombia es muy musical y nuestra versatilidad asombra. Crecemos tocando de todo».

El resultado del trabajo de William Fierro han sido ocho álbumes, su último trabajo se titula  Uno, que le tomó casi 4 años terminar. Tamayo, el periodista amigo del artista, habla de este álbum: “Estando en Europa, William ha tenido la fortuna de conocer músicos de mucho nivel y esos músicos se convirtieron en sus amigos, sus producciones tienen  un estándar que se siente que es diferente… el último trabajo se lo he podido mostrar a algunos músicos, amigos míos colombianos, y están felices de escuchar lo que  él está haciendo, particularmente Carlos Iván Medina, quien es compositor y teclista de Carlos Vives. Me dijo que son muy bonitas las melodías, las letras son verdaderamente bien hechas y todo el trabajo con los músicos y todo el tema de la armonía es precioso, es increíble que no sea mas conocido acá”. William Fierro recibió un gran impulso del destino para terminar este trabajo, poniendo en su camino a un de los magos de las mezclas musicales, famoso por su trabajo con Freddie Mercury y Queen, Yes, The Rolling Stones, David Bowie, Chris Rea, Duran Duran, Deep Purple, Led Zeppelin y Iggy Pop por mencionar sólo los nombres más grandes entre todos los músicos que han estado en manos de este hombre ¿su nombre? David Richards. William Fierro es el último artista que pudo disfrutar del conocimiento intuitivo de este ingeniero excepcional. Es interesante y un poco lamentable que un músico de la calidad de William Fierro no sea reconocido en Colombia y haya cosechado su fama en otro país. Pero a pesar de esto , es innegable el talento y preparación artística que lleva en sus venas, Tamayo menciona que “con las raíces colombianas él ha hecho su música y desde luego son bienvenidas, aceptadas, queridas en Europa. Me parece que está bien que haya sido así, me gusta que haya sido así, además porque de pronto la música que él está haciendo no necesariamente va a ser bien comprendida en nuestro país”

Definir su género es un poco complicado, ya que en su música convergen muchos estilos en influencia, como lo afirma él «Siempre que se me pide definir mi música, me es difícil responder, pues la evolución se logró paso a paso hasta llegar al sonido actual: un estilo musical que se ha impregnado tanto de la Salsa, el Jazz, el Rock, o la música Clásica…mi trabajo está más cerca de lo universal que de lo regional, aunque es evidente que los perfumes de mi continente están incluidos en ella”.
Sus representaciones artísticas y reconocimiento en Suiza han marcado su carrera artística, como uno de los músicos más representativos en ese país.

A pesar de que ha cosechado éxitos en otros países y, paradójicamente, es poco conocido en su propia tierra, este año ha decidido visitar el país para estar más cerca del público colombiano en presentaciones íntimas en exclusivos sitios de Bogotá, Medellín, Neiva y Cartagena. En Bogotá se estará presentado el 12 de Octubre del 2014, porque a pesar de estar lejos de su tierra siempre ha admirado a sus compatriotas artistas y reconoce el avance y reconocimiento que ha tenido Colombia en el ámbito internacional «Con todo el talento musical que tiene nuestra tierra ya era hora de que nuestros músicos recibieran el reconocimiento internacional. En Colombia hay demasiada gente haciendo trabajos muy buenos, que merecen ser apoyados y promovidos». “La entrada al mundo musical, y más en un país desconocido, es muy difícil. Además hay que tener en cuenta factores como la barrera del idioma, los recursos propios y en especial los contactos que tenemos para darnos a conocer” explica Germán Landdines músico colombiano quien también encarriló su carrera en Francia.

Es de esta forma como el contenido musical se valora y tiene éxito en la medida en que un público lo valide y le proporcione interés. Más allá del género o el artista, la audiencia y la calidad de sus obras son quienes hacen de la música una verdadera experiencia de vida.

Por Catherine Fonseca, Laura Rodríguez y Daniela Santos