Junto a Fónika, escribiendo una historia de Rock

Otros artículosArtículos relacionados

Torres de Fenicia y una mala caligrafía, guardan el origen de una gran banda de rock colombiana: Fónika.

Por: María Catalina Cruz González y Margarita María Torres Forero

La noche empezó con una lista interminable de posibles nombres, ninguno cautivaba la atención de los integrantes, hasta que Leonardo González, el armonicista, confundió la palabra Fenicia, escrita a mano, por la tan semejante palabra, Fónika.Aquel conjunto residencial, donde ensayaban, fue el inicio del primer capítulo de esta historia de Rock, que no fue tan largo como ellos hubieran querido porque pronto todo se iría al carajo.

En el 2003 este primer capítulo comenzó con una mezcla de deserciones, conflictos y emociones fuertes, donde todo lo que se fue presentando fue una exploración para la banda. Esto incluyó no sólo la elección del nombre, sino también su primera presentación importante en el Festival de Blues & Jazz, la Libélula Dorada. No obstante, por más emocionante que fue el inicio de Fónika, el cambio constante de músicos, la falta de experiencia, calle y mundo de todos los integrantes, hizo que la banda, en el 2009, llegará a su fin. O por lo menos, eso fue lo que creyeron. Fue un camino necesario que tuvieron que vivir para descubrir la verdadera identidad del grupo.

En los siguientes cinco años, cada uno cogió por su lado, llenándose así de conocimientos, vivencias pero sobre todo de MUCHA MÚSICA. Sin embargo, el amor por lo que alguna vez fue Fónika, llevó a que José (guitarra), Leo (armónica) y Camo (bajo), se dieran cuenta que la banda continuaba viva. En el 2014 empezó el segundo capítulo de esta historia de Rock.

Este episodio inició con la nueva alineación de Fónika, la cual quedó conformada por Diego Villamizar (voz), José Julián Rodríguez (guitarra), Leonardo González (armónica), Camilo Mahecha (bajo) y Sergio Verano (baterista). Juntos retomaron las canciones escritas en el pasado y las convirtieron en su presente dándoles la identidad que antes no estaba consolidada: “como pueden ver continuamos vivos, en una escena desagradecida y caníbal, en donde nos abrimos paso a través del buen Rock ‘n’ Roll.”

Su primer disco Continúo Vivo se convirtió en su bandera, una mezcla entre Rock ’n’ Roll y Blues, donde el sonido de la banda es fuerte y grueso. La dedicación del grupo, la cual se ve reflejada en sucesivos ensayos y la idea romántica de tener un CD en físico ha hecho que Fónika esté conformado por un grupo de artistas que valoran aprender cada día más acerca de la músicaSus canciones, inspiradas en el resurgir, no sólo sobreviven en el tiempo, sino que también aplican a cualquier contexto. Este disco es la viva prueba de que el pasado no llegó a su fin y que el presente trajo consigo no solo nuevos artistas sino también nueva música y nuevas experiencias; como lo fue la grabación de un concierto en vivo, realizado por estudiantes de Comunicación Audiovisual y Multimedios, en la Universidad de La Sabana.

“Pensé que iba a ser algo más sencillo, no tan detallado” dijo Sergio Verano (baterista) en uno de sus ensayos. Fónika guardaba sus reservas respecto a los trabajos universitarios, ya que contaron con la mala suerte de haber tenido experiencias desagradables anteriormente. “Simplemente dejamos que pasara, nos sorprendió la propuesta, la cual iba muy acorde a la banda, a lo que somos y a la intención del disco” Diego Villamizar (Voz). Cuando la banda pisó el estudio de televisión donde iba a ser grabado el Streaming, sintieron el ambiente que tanto los identificaba: una fusión de tonos y elementos en el espacio que definían a Fónika. “Todos nos dimos cuenta de la investigación y del estudio que hicieron del grupo tan grande”, comentó el guitarrista José Julián Rodríguez.

Durante el concierto la banda interpretó temas escritos en el pasado como No Tan Clara, Continúo Vivo, No Me Digas Más y Cambio de Tren. Así mismo hubo dos nuevas premisas de la banda que fueron estrenadas durante el Streaming, estas fueron Muévete y Paranoico.

Actualmente se escribe el tercer capítulo de esta historia de Rock, una historia que se ha visto influenciada por grandes artistas como Pink Floyd, Aerosmith, The Beatles, The Rolling Stones, Little Walter y el gusto por el Rock ‘n’ Roll y por el Blues. En este capítulo, se están plasmando sus proyectos a futuro, el grupo está trabajando en un segundo álbum, componiendo nuevos sencillos, un acústico con Radio Activa y muchos más conciertos. Finalmente Fónika quiere expandir su música en toda Colombia y el mundo entero, teniendo siempre claro que los sueños llegan. Su única preocupación es ponerle el alma a lo que ha sido, es y será esta banda de rock colombiana. “Este año vamos a rematar el disco, lanzar nuevos sencillos y en lo posible expandir nuestra música por el país” Diego Villamizar (Voz).

Fónika inició una historia del Rock que se ha venido escribiendo con mucha pasión y dedicación que aun no advierte su final