Rock nacional, con calidad de exportación

by / agosto 20, 2015 Galerías No Comments

Otros artículosArtículos relacionados

Resumen fotográfico del segundo y tercer día de Rock Al Parque.

Se llevó a cabo la versión número 21 de Rock al Parque, en el segundo día vivimos una jornada que estuvo bien nutrida por un cartel de 24 bandas, de las cuales 13 fueron nacionales, distribuidas en las tres tarimas del parque metropolitano Simón bolívar.

Este año, como es ya costumbre, se generó el debate sobre las bandas que se estarían presentando ¿qué es rock y qué no es?, pues varias de las bandas locales manejan otros géneros o influencias, creando un fuerte contraste, ya que mientras Triple X ponía a poguear a todo el público del escenario plaza, La Real Academia del Sonido hacía lo suyo en la tarima Bio.

Sin embargo, estas bandas que se presentaron el domingo dieron una muestra de Rock en una de sus principales facetas: un género nutrido por bastantes influencias musicales y sociales; y aunque sea Ska o Punk, es capaz de crear sentido de pertenencia y unión entre todos los asistentes de este espectáculo.

Por su parte, el público recibió muy bien a las bandas y apoyó propuestas. Cabe resaltar el momento en que la gente le pidió a Triple X que repitiera una canción que interpretaban junto a los raperos de Todo Copas, pues la primera vez el micrófono de ellos no funcionó bien.

Esa jornada dejó claro que el Rock Nacional tiene mucho que ofrecer, hay propuestas interesantes, y afortunadamente espacios como Rock al Parque, donde se puede medir un poco el panorama de la movida nacional del rock.

Queda un eco de Rock

Como sucede cada año, el pasado fin de semana se llevó a cabo una de las citas más importantes para los seguidores y bandas de un género musical que siempre ha querido, y siempre va a querer, sonar más fuerte: Rock al Parque.

Esta versión no fue solo un ejercicio de ir a corear las canciones de grandes bandas, tanto nacionales como invitadas del extranjero, también fue una experiencia para conocer nuevos sonidos, aventurarse en géneros o fusiones que, a menos de escucharlas en vivo, podríamos dejar pasar.

Y en cuanto a las bandas nacionales, el último día trajo una buena oferta musical para complacer a las 350.000 personas que se dieron la oportunidad de asistir a uno de los eventos más grandes, y gratuitos, de música en América Latina.

En el escenario ECO se presentaron las bandas Entropía, Implosion Brain, Putrilus y High Rate Extinction; mientras tanto la tarima BIO tuvo la presentación de Rynno, Tappan, Rocka, Kontra el sistema y The Hall Effect. Por su parte la tarima más grande: Plaza fue el espacio para: Pulenta, Providencia, Che Sudaka (al cual mencionamos pues hay dos argentinos y dos colombianos que vienen desde Barcelona), Yooko y Diamante Eléctrico.

Cada una de estas bandas dejo una buena impresión después de su paso sobre el escenario. Se destacan hechos y actitudes como la de Diamante Eléctrico, banda que alegró la noche, casi que de manera ininterrumpida durante 45 minutos, a un público que llevaba más de 8 horas de pie y aguantaba la lluvia que caía esa noche sobre Bogotá.

Queda una buena sensación en la atmosfera al pensar que en esta versión los riffs de guitarra pudieron convivir con trompetas, o con voces que dan muestra de otras vertientes culturales de nuestro país. El caso es que después de estos tres días de música, se mantiene un eco de Rock Colombiano retumbando en los oídos de los asistentes.

Texto y fotos
Juan José Murillo