Una noche de furia con Deicide

Otros artículosArtículos relacionados

La leyenda del death metal cumplió una cita con el público paisa.

En junio de 2005, la agrupación de Glen Benton visitó por primera vez Colombia, con su show ofrecido en Bogotá. En 2014 hizo lo mismo y agregó una fecha: Medellín.

Dos años después volvió Deicide, esta vez en un formato de festival, en una fecha en la que cerró la primera jornada del Altavoz, con una brutal descarga de death metal. La agrupación sigue de gira con su disco “In The Minds Of Evil”, aunque en el mes de octubre lanzó un compilado con lo mejor de su carrera, desde 1987 hasta la fecha.

Pocos minutos antes de las 10 de la noche, el cuarteto originario de Tampa salía al escenario y sin un solo respiro tocó de corrido durante una hora y quince minutos.

Con pocas interacciones del grupo con su público, la banda se enfocó solamente en lo que sabe hacer: tocar metal de la manera más agresiva posible.

Grandes clásicos sonaron durante el show: “Homage for Satan”, “Dead by Dawn”, “Once Upon the Cross”, “When Satan Rules His World”, “Dead but Dreaming”, “Trifixion” y “End the Wrath of God”, entre muchos más.

Virtuosos en escena

De la alineación original se mantienen Benton, en las voces y el bajo, y Steve Asheim, baterista que sin duda es uno de los mejores del metal pesado en la actualidad, con golpes certeros y un tempo perfecto. Juntos, Benton y Asheim forman la base rítmica de Deicide, una marca registrada dentro del metal.

En las guitarras está Kevin Quirion, quien forma las filas de Deicide desde el 2008 con el disco “Till Death Do Us Part”. Su sonido agresivo y seco termina de armar la base demoledora del grupo que se complementa perfecto con los solos de guitarra de un nuevo integrante del que tendremos más información en breve. Deicide no ha dado un comunicado formal del ingreso de un nuevo integrante.

Una leyenda viva

Estar en frente a Deicide es ser testigos de una de las páginas más brutales y agresivas del death metal. Junto con Death y Obituary, consolidaron las bases del uno de los sub géneros del metal más extremos.

Deicide, hoy por hoy, es un grupo de culto y escucharlos siempre será estar en frente de personajes que han construido las bases del metal en la actualidad. Deicide es leyenda e historia pura del rock y el metal.

Crónica y fotos: Julián López Cortés
Enviado especial